¿Cuáles son las diferencias de una cámara Reflex y Semipro?

/ / Fotografía Tecnología

Elegir entre una cámara semipro y una reflex puede transformarse en una misión difícil si no sabes exactamente qué estás buscando. Siempre al adquirir un producto -sobre todo si significa una inversión importante- es bueno considerar para qué fines lo quieres y a qué tipo de circunstancias lo vas a someter. En ese campo juegan distintos elementos, que revisamos a continuación:

Peso

En general, una cámara reflex es más pesada que una semipro, por lo que son menos transportables. A pesar de tener mejores prestaciones, debes considerar el uso que le darás y cuánta movilidad necesitas. Este detalle no puede ser subestimado, ya que la comodidad es un elemento crucial para disfrutar de la fotografía.

Precio

Las reflex suelen tener un costo superior a las semipro. Puedes encontrar una reflex económica, cuyo precio se iguale a una cámara semipro de precio elevado. Sin embargo, lo más común es que exista una amplia brecha, especialmente si pensamos en la compra adicional de lentes para aumentar el campo visual o simplemente, seleccionar un uso dedicado, como macros fotográficos o tomas gran angular, tan sólo por dar un ejemplo.

Sensores

Por defecto, una cámara reflex tendrá por lo general sensores más grandes que cualquier semipro, lo que se traduce en una mejor calidad de imagen: menos ruido, mayor profundidad de color y rango dinámico.

Control

Una de las características que hace destacar a las reflex es que pueden controlar más detalles con alta precisión. Por ejemplo, es posible determinar la velocidad de obturación, balance de blancos, sincronización del flash y apertura. Todo esto aumenta considerablemente las posibilidades creativas por sobre las semipro. Hay algunas de éstas que ofrecen control en muchos elementos, pero no al nivel de las más profesionales.

Latencia

Esto es especialmente importante al tomar fotografías en movimiento, ya que a mayor latencia, más tarda en procesar la imagen y por ende no será en el instante preciso que se deseaba. Una buena cámara reflex debería tener un retardo cercano a cero, mientras que una semipro puede demorarse más.

Otra ventaja que presenta la cámara reflex es la capacidad de sacar muchas fotos por segundo, algunas superando las 10, lo que es práctico a la hora de capturar personas o animales en movimiento. Para sacar el mejor provecho de la velocidad de tu cámara es necesario que complementes esto con una buena tarjeta de memoria, que sea Clase 10 (el número dentro de un círculo que puedes ver en el papel adherido a tu SD) Este número define su velocidad de menor (2) a mayor (10).

Ergonomía

Las cámaras reflex, al ser más grandes, suelen ser fáciles de sujetar y manipular. Por otra parte, las semipro son más livianas y cómodas de transportar, generando menos tensión en el cuello cuando se llevan colgadas.

Cuidados

Ambos tipos de cámara necesitan cuidados; no obstante, las reflex acumulan polvo y suciedad en su sensor. Algunos modelos solucionan esto a través de una limpieza por ultrasonidos, pero en general exigen más atención, no sólo para el cuerpo, sino que para mantener la calidad de los cristales y la mecánica que enlaza ambas estructuras. ¿Eres alguien prolijo que destinará tiempo y dinero adicional en una cámara? Si la respuesta es no, pues debes considerar una semipro.

En conclusión, las diferencias presentadas definen bastante para qué tipo de persona es cada cámara. Por ejemplo, la reflex está pensada para profesionales o amantes de la fotografía que necesitan capturas precisas y que no tienen problema en cargar con su peso. La semipro, por su parte, puede ser de mayor utilidad para personas en constante movimiento y que no tienen el tiempo necesario para dedicar a su cuidado.

ComparteShare on FacebookTweet about this on Twitter